¿Problemas con tus cejas? El aceite de ricino puede ser tu solución


Si en los 2000 la tendencia era dejarse un fino hilito de ceja, hoy es todo lo contrario, las cejas pobladas y tupidas son lo que se lleva. Esto podría resultar terrible si eres de las que tienen poquitas cejas, muy finas o con “pelones”. Pero como siempre, la respuesta está en la naturaleza. Eso sí, debes ser constante y seguir estos pasos al pie de la letra.

Un gran aliado para tus escasas cejas, es el aceite de ricino, pues según los expertos, contiene ácido ricinoleico, que nutre los folículos pilosos y hace crecer más fuerte los vellos faciales. Además de obviamente hidratarlos y hacerlos lucir suaves y brillantes.

Rutina:

  • Desmaquilla tu rostro por completo y asegúrate que esté sumamente limpio.
  • Con un aplicador de máscara de pestañas, 100% limpio, remójalo en aceite y quita el exceso con la orilla del envase.
  • Aplícalo en tus cejas, siguiendo el sentido del crecimiento del bello, como si estuvieras peinándolos.
  • Déjalo actuar por toda la noche, repite esta acción todas las noches.
  • Al día siguiente lava tu rostro con agua tibia y un limpiador facial.

Recuerda ser constante, pues el promedio de crecimiento de las cejas es de 2 a 3 meses, con ayuda del aceite, estas deberían verse más pobladas a las cuantas semanas. Verifica bien que el aceite sea elaborado por la industria cosmética y que no entre en contacto con tus ojos para evitar irritación.

(61)

¿Problemas con tus cejas? El aceite de ricino puede ser tu solución

0 Comments